Colecciones Artísticas

Descubre nuestras Colecciones Artísticas y Tecnológicas, cientos de obras de diversos periodos y formatos: pintura, escultura, fotografía... Y una nueva y revolucionaria manera de acceder a ellas, mediante el Kaleidoscopio.

Buscador


Inicios de la colección


En sus inicios, la Colección de Arte de Telefónica surge como respuesta al deseo de la Compañía.

Fotografía contemporánea


La Colección de Fotografía Contemporánea de Telefónica comienza a gestarse en el año 2002.

Cubismo


Constituida en torno a la contextualización de la obra de Juan Gris.

Obra en papel: TELOS


La Colección Telos nace en el año 85.

Pintura: Figuración Renovadora


Con el compromiso constante de contribuir al conocimiento y desarrollo de nuestra cultura.

BARRADAS, Rafael > Retrato de Alberto Lasplaces


Fecha:
1920

Técnica y soporte:
Óleo sobre lienzo

Medidas:
77,5 x 60 cm

Lugar y fechas del autor :
Montevideo, Uruguay, 04/01/1890-Montevideo, Uruguay, 12/02/1929


Descripción

Al parecer, el Retrato de Alberto Lasplaces data de 1920, dos años después de que Barradas hubiese abandonado Barcelona para trasladarse a Madrid, donde se ganaba la vida como figurinista y escenográfo en el Teatro Eslava. Entre 1918 y 1923, Barradas sólo expuso en tres ocasiones, sin embargo, en estos años su pintura no deja de evolucionar. La poética vibracionista rápidamente convivió, dio entrada o se transformó en una nueva modalidad a la que el pintor llamó cubismo, modalidad que perdura hasta 1921. En esta época realiza el retrato de Lasplaces, escritor y periodista uruguayo a quien Barradas conocía. El retrato muestra una sutil descomposición de planos que se hace especialmente acusada en aquellas partes de la composición que rodean la efigie del retratado, como si Barradas hubiera querido preservar un mayor realismo en la figura del escritor. Esta obra podría pertenecer su etapa vibracionista. En realidad, es difícil encuadrarla con exactitud, ya que al pintor le gustaba nombrar con un ismo cada momento o cada variación de su producción entre los años 1917 y 1925: vibracionismo, cubismo, clownismo, planismo, incluso faquirismo, escrito en su momento con k, fueron las denominaciones elegidas. En realidad, y desde una clarificadora visión retrospectiva, la obra de Barradas entre 1917 y 1925 puede ser entendida en dos momentos fundamentales: uno de captación y reconsideración personal de las primeras vanguardias europeas y otra, emergente desde 1920, en la que el pintor abandona paulatinamente la fragmentación icónica y recupera las figuraciones visualmente completas, acusando quizás el impacto de las premisas del retorno al orden que comenzaban a calar en la naciente renovación plástica española.